Moneda

El coronavirus quebranta la integración y paraliza el comercio regional»

El coronavirus quebranta la integración y paraliza el comercio regional

Foto tomada de Shutterstock

Lucydalia Baca Castellón

@bacalucydalia

//

Según los transportistas, existen muchos obstáculos que impiden cumplir la nueva normativa establecida por Costa Rica para el ingreso de la carga a su territorio

La pandemia del coronavirus dejó en evidencia la fragilidad de la integración que Centroamérica lleva más de cinco décadas construyendo. De la integración se aseguraba que funcionaba bastante bien en el campo económico ─aunque en el político todavía requiere muchos ajustes─ .

Las rigurosas medidas establecidas por Costa Rica para evitar el ingreso de personas contagiadas de Covid-19 han causado como reacción, el cierre, de parte del gobierno de Nicaragua, de la frontera entre ambos países. Mientras en Panamá mantienen cerrado el paso los transportistas.

También hemos escrito: Por cuidar la economía y no la salud, Nicaragua no tiene salud ni economía»

Dichos cierres mantienen paralizado el transporte de mercancías entre Nicaragua, Costa Rica y Panamá. La Federación de Cámaras y Asociaciones de Exportadores de Centroamérica y el Caribe (Fecaexca), reporta que 1,659 contenedores han quedado varados entre los tres países.

El conflicto surgió cuando, como parte de las medidas de protección contra el coronavirus, Costa Rica puso en vigencia a partir del 18 de mayo, una normativa que cambia las reglas de ingreso a la carga de exportación. Los cambios incluyen el desenganche, enganche y relevo de los contenedores. Acciones que tanto, exportadores como transportistas aseguran es inviable. Solo permiten el ingreso de quienes van en tránsito hacia Panamá o Nicaragua. Deben hacerlo bajo custodia y con una sola parada en el camino, por lo que los transportistas lo rechazan.

Nuevas normas afectan esquema de integración

Este proceso permitiría que transportistas costarricenses completen el recorrido con la carga cuyo destino es Costa Rica, explicó vía telefónica René Paredes, ex-presidente de la Cámara Nacional de Transporte de Carga de Panamá (Canatraca).

Ante la inviabilidad de la nueva normativa costarricense, los países vecinos: Honduras, Nicaragua y Panamá implementaron medidas de reciprocidad. Estas además de agudizar la paralización del movimiento de carga, según Fecaexca, “afectarán el esquema de integración regional y limitarán el comercio intrarregional”.

Puede leer también: Las medidas que el régimen podría tomar frente al Covid-19 pero no quiere»

“Definitivamente esto va en contra de todos los mecanismos que hemos desarrollado con los países a través de los años con la integración centroamericana. La integración debe funcionar y en este momento lo que está sucediendo es que la integración centroamericana se ha quebrado”, lamentó el presidente de Fecaexca, Guillermo Jacoby durante una conferencia virtual.

Evitan hablar de pérdidas pero sí de posible desabastecimiento

El principal afectado, después de los transportistas, es Costa Rica, porque no están ingresando productos a su mercado, los exportadores advierten que de prologarse este impase, la región podría quedar desabastecida de algunos productos.

En el evento virtual participaron representantes de las organizaciones de exportadores de todos los países de la región. Evitaron hablar de pérdidas económicas, pero coincidieron en que si el impase  se prolonga, todos los países de la región pueden enfrentar desabastecimiento de unos dos mil productos. Principalmente alimentos, artículo de limpieza, materiales de construcción, empaques y otros.

Le puede interesar también: Costa Rica admitida a la OCDE, el club de los países desarrollados»

Laura Bonilla, presidenta de la Cámara de Exportadores de Costa Rica (Cadexco), lamentó que no se les haya tomado en cuenta para establecer la normativa. Y pidió una pronta solución a la crisis.

Existen muchos obstáculos que impiden cumplir la nueva normativa. Entre ellos el temor de que la carga se contamine, la pérdida de la vigencia de los seguros porque no se sabrá quién tiene la responsabilidad de la misma y de los equipos. Por estos y otros motivos los transportistas no permiten el proceso de desenganche, enganche y relevo  de contenedores.

Piden apoyo para los transportistas afectados

Según Paredes, este cambio de normas al ingreso de la carga, viola todos los tratados de los cuales Costa Rica es signataria. Además, pone en riesgo el abastecimiento de la cadena logística, alimentaria y médica de la región centroamericana.

Los dirigentes de las organizaciones de transportistas y de exportadores coinciden en la importancia de proteger a la población del contagio. Pero también consideran urgente que se establezcan mecanismos y protocolos que faciliten el tránsito de bienes y servicios esenciales. Ya que de otra forma, los mercados de la región quedarán desabastecidos.

También exigen que se definan medidas de apoyo a los transportistas que se encuentran varados en las zonas fronterizas. Ya que algunos de ellos están enfermos y sin condiciones para recibir la atención médica necesaria.

La solución debe venir desde el más alto nivel

Por su parte, José Adán Aguerri, presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep) asegura que la protección de la población ante la pandemia, no debe poner en riesgo el abastecimiento de los mercados.

Además, recordó que ante el cierre de las empresas en la mayoría de países, la carga que se está movilizando es solamente de productos esenciales. Entre esos productos, alimentos, medicinas; o insumos para la comercialización de estas, entre ellos los empaques.

Después de buscar varias vías para solucionar la crisis, Aguerri que también es presidente del Comité Consultivo de Integración Centroamericano (CCIE), considera que esta no se puede resolver a nivel de ministros, sino que requiere decisiones de alto nivel, es decir de los jefes de Estado.

Aguerri espera una pronta solución, para evitar el desabastecimiento que podría enfrentar la región. También, porque se está poniendo en riesgo la vida de los más de 1,500 transportistas que están varados en las fronteras y podrían contagiarse.

Vuelve a tomar forma la idea el ferry

Esta paralización del transporte de carga, volvió a poner en agenda la necesidad de un ferry entre el Salvador y Costa Rica. La iniciativa casi se concreta en 2018, cuando la crisis sociopolítica de Nicaragua, paralizó el comercio regional por varios días. La Federación de Cámaras y Asociaciones de Exportadores de Centroamérica y el Caribe (Fecaexca), ha pedido a las autoridades agilizar el proyecto. La respuesta de Costa Rica es que en mes y medio podría comenzar a funcionar. Pero ahora ofrecen la conexión con El Salvador a través de Puerto Golfito y no de Caldera, como se contempló inicialmente.

0 0 vote
Article Rating


ETIQUETAS:  



Artículos relacionados


Debate

guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments

Donale a la manada

Con tu donación ayudás a generar contenido informativo y de análisis de calidad para crear una ciudadanía informada.
o Donar mensualmente