Monólogo

Debemos actuar como si fuéramos portadores y usar mascarilla»

Debemos actuar como si fuéramos portadores y usar mascarilla

Foto tomada de Freepik

4to Mono

@4to_mono

//

Existen suficientes factores para justificar el uso de mascarillas que cubran nariz y boca en la población, explica el médico argentino Luis Wehbe en este artículo

El autor de este artículo es el doctor Luis Wehbe, presidente de la Fundación Enfisema. Fue originalmente publicado en el sitio La Capital, de Mar de Plata

El brote de un nuevo coronavirus, que puede producir severa enfermedad respiratoria, está en estos meses amenazando a la salud mundial. Los test diagnósticos pueden tardar muchos días en dar positivo luego de la exposición y los primeros síntomas pueden tardar hasta dos semanas en aparecer. Las maneras más efectivas de no enfermarse son:

  • mantenerse lejos de otras personas (distanciamiento social);
  • evitar estar en espacios cerrados con más de cinco personas;
  • lavarse las manos con agua y jabón muchas veces y evitar tocarse la cara.

Pero según estudios recientes, quizá haya otras medidas que deberíamos observar. Parece ser que el rol que juegan en la transmisión de Covid-19 los portadores asintomáticos, presintomáticos o con escasos síntomas es más importante de lo que muchos imaginábamos.

También puede interesarte: El coronavirus, detener la pandemia depende de vos

En otras palabras, muchos de los casos severos pueden haber sido contagiados a partir de personas con escasos síntomas o contagiados no enfermos (portadores sanos). Las medidas de aislamiento social entonces tienen mayor justificación y efectividad.

¿Por qué todos debemos usar mascarillas cerca de otras personas?

Reportes recientes, que señalan la presencia de altos títulos de virus en la orofaringe de las personas al inicio de la enfermedad, causan preocupación respecto del alto grado de contagiosidad que tendrían pacientes con escasos síntomas. En otras palabras, una persona cuyos síntomas aparecen un jueves, tiene en los días previos alta contagiosidad.

Estudios han demostrado que la respiración y el habla pueden producir numerosas partículas pequeñas que pueden quedar suspendidas y ser aerotransportadas. En una persona infectada, estas partículas pueden ser portadoras de virus, permanecer en el aire por más de una hora y ser transportadas a distancia, siendo una amenaza particularmente en lugares cerrados y mal ventilados.

En conclusión, existen suficientes factores para justificar el uso de máscaras que cubran nariz y boca en la población:

 La gente es más infecciosa (contagia mas) antes de los primeros síntomas.

 Las partículas infectadas, producidas al hablar en una persona contagiada, pueden contribuir posiblemente en la actual pandemia sin que la tos o estornudos estén presentes.

 Hay muchas personas infectadas que no tendrán síntomas o estos serán escasos, pero son igualmente contagiosas. Podríamos, cualquiera de nosotros, ser una de ellas. Si todos consideramos esta posibilidad, y tapamos nariz y boca cuando estamos en contacto con otros, podríamos estar realizando un gran aporte en evitar la propagación de la enfermedad

Una mascarilla casera funciona si se toman medidas

Las máscaras o tapabocas caseros funcionarían entonces como medio para detener a las partículas que emitimos al hablar o respirar antes de que estas pasen a quedar suspendidas en el ambiente.

De estas formas somos protegidos por las máscaras de las personas con las que conversamos y protegemos a los otros con nuestra propia mascara. Las máscaras o tapabocas no reemplazan medidas como el lavado de manos con agua y jabón sino que, por el contrario, es probable que al llevar una máscara debamos lavarnos las manos más veces.

En relación a esto, cabe destacar que un incorrecto uso del tapabocas disminuye cuantiosamente la efectividad del mismo. A continuación algunos puntos importantes:

 NO usar el tapabocas por debajo de la nariz ni de manera que solo te cubra la punta de la misma.

 NO dejar expuesta la barbilla (mentón)

 NO usar el tapabocas flojo ni dejar espacios a los lados

 NO jalar el tapabocas y dejarlo descansando en el cuello

 NO tocar ni acomodarse el tapabocas una vez puesto

Por consiguiente, un correcto uso del mismo seria:

 Cubrir por completo la nariz y hasta por debajo de la barbilla

 Intentar ajustarlo de manera que quede pegado al rostro sin dejar espacios libres

Por ello, es importante que todos actuemos como si fueramos portadores del virus. Recordar que cada pequeño granito de arena contribuye a evitar la propagación de la enfermedad. Nos cuidamos entre todos.

Lee esto también: ¿En qué se diferencia la Covid-19 de la gripe y el catarro?

0 0 vote
Article Rating


ETIQUETAS:  



Artículos relacionados


Debate

guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments

Donale a la manada

Con tu donación ayudás a generar contenido informativo y de análisis de calidad para crear una ciudadanía informada.
o Donar mensualmente