Hablemos del Idioma

Aprendamos a escribir correctamente las fechas»

Aprendamos a escribir correctamente las fechas

Foto tomada de Freepik

Inés Izquierdo Miller

@InesIzquierdo6

//

Hay normativas establecidas por la Real Academia Española para escribir correctamente la fecha. Veamos las principales recomendaciones sobre el tema.

Comencemos definiendo a qué llamamos fecha, que no es más que la indicación del día, mes y año en que sucede o se hace algo. El orden de mención de cada uno de estos elementos varía según distintos modelos:

ORDEN ASCENDENTE

Este orden se usa regularmente en los países latinos; y consiste en escribir de esta manera la fecha: día, mes, año: ejemplo: 20 de abril de 1956.
Como se puede observar entre el día y el mes, así como entre el mes y el año, se intercala la preposición de. Por razones de unidad, se recomienda utilizar este modelo en todos los países de habla hispana. Además, es incorrecto escribir con punto la expresión numérica de los años: 1.992 o 2.003, lo correcto es 1992 y 2003.

ORDEN HABITUAL

En los países anglosajones, el orden habitual es mes, día, año: diciembre 31 de 1992. En este caso, no se utiliza ninguna preposición entre el mes y el día. Aunque este modelo tiene cierto uso en Hispanoamérica y cuenta con algunos antecedentes hispanos, se desaconseja su empleo en español, debido hoy al influjo del inglés.

 ORDEN DESCENDENTE

 Las normas de la ISO (International Organization for Standardization ‘Organización Internacional de Normalización’) recomiendan el orden descendente. Esto es, año, mes, día, sin preposición alguna entre cada uno de los elementos: ejemplo: 1992 diciembre 31.
Este modelo solo debe utilizarse en documentos de carácter científico o técnico de circulación internacional.

Establecido el orden debemos especificar que las fechas pueden escribirse enteramente con letras, con una combinación de letras y números o solo con números.

¿Querés recibir el análisis de los temas más importantes en tu correo? ¡Unite a la manada!

También puede leer: Cédula de identidad o de identificación, ¿Cuál es el término correcto?»

SOLO CON LETRAS

 No es habitual escribir las fechas enteramente con letras: ejemplo: veintiocho de septiembre de mil novecientos noventa y dos. Esto solo es normal en documentos oficiales, escrituras públicas, actas notariales o cheques bancarios.
El primer día del mes puede escribirse, en este caso, con el ordinal primero (→primero), uso más habitual en América; o con el cardinal uno, uso más habitual en España.

LETRAS Y NÚMEROS COMBINADOS

El sistema más común combina letras y números; el día y el año se escriben con números arábigos, y el mes, con letras; y siempre con inicial minúscula: ejemplo: 12 de octubre de 1492.

En documentos antiguos era frecuente escribir con números romanos, a veces en minúscula, la indicación de día y año: «Esta carta fue fecha domingo, a xxvi días de setiembre, anno Domini mcclviiii» (Documentos Castilla [Esp. 1270]). Hoy solo es normal escribir los años con números romanos en los monumentos o placas conmemorativas, y siempre en mayúsculas.

SOLO NÚMEROS

Con mucha frecuencia, para abreviar, las fechas se escriben solo con números; separando las cifras correspondientes a día, mes y año con guiones, barras o puntos, y sin blancos de separación: ejemplo: 28-8-98; 16/III/1971; o 8.6.00.

Como se ve por los ejemplos, el año puede aparecer indicado con sus cuatro cifras o solo con las dos últimas; y el mes, en números arábigos o romanos. Cuando el número que indica el mes o el día es inferior a diez, se recomienda no anteponer un cero a la cifra simple. Salvo que sea necesario por razones técnicas: por ejemplo, en formularios informatizados) o de seguridad (para evitar alteraciones en la fecha en documentos bancarios o comerciales.

Otro tema que le puede interesar: Los emojis y los emoticonos llegaron para quedarse, úsalos correctamente»

LAS PREPOSICIONES

En la expresión de las fechas se usan las preposiciones a, en y de.

 A:

La preposición "a" se antepone siempre a la indicación del día, tanto de la semana como del mes, cuando introduce un complemento del verbo estar: Estamos a lunes (la pregunta que corresponde es ¿A qué (día) estamos?); Estamos a 28 de septiembre (la pregunta que corresponde es ¿A cuántos estamos?). Si se utiliza el verbo ser para expresar la fecha, debe hacerse sin preposición y con el verbo en tercera persona del singular: Es lunes; Es 15 de julio (la pregunta correspondiente es ¿Qué día es hoy?).

También se emplea la preposición "a" ante la indicación del día cuando este se menciona sin artículo y es complemento de un verbo expreso o sobreentendido: ejemplo: expido el presente certificado a 3 de enero de 1998; [Firmado] En Madrid, a 8 de junio de 2000.
En el resto de los casos, la indicación del día va sin preposición y precedida de artículo: ejemplo: Te llamaré el lunes; Comienzo mis vacaciones el 20 de junio.

EN

La preposición "en" antecede a la indicación del mes: ejemplo: Estamos en mayo; o del año, si este no va acompañado del mes: Nació en 1978. Hoy debe evitarse, por arcaico, el uso de "en" inmediatamente delante del día del mes: La ley se aprobó en 3 de mayo; lo normal, en estos casos, es usar el artículo: La ley se aprobó el 3 de mayo.

DE

La preposición "de" se emplea entre la mención del día y el mes, y entre la del mes y el año: ejemplo: Murió el 15 de julio de 1957. También se usa la preposición "de" cuando se antepone al nombre del mes la palabra mes: ejemplo: Estamos en el mes de septiembre.
No es necesaria esta preposición si se antepone a la expresión numérica del año la palabra año; aunque en estilo literario o formal se pone a veces: Murió en el año (de) 1974.

Artículo "el" y la contracción "del"

En relación con el uso del artículo "el" (y, en consecuencia, de la contracción del) delante de la expresión de los años, hay que tener en cuenta que:

  • Del año 1 al 1100 es más frecuente el empleo del artículo, al menos en la lengua hablada: ejemplo: Los árabes invadieron la Península en el 711. Pero no faltan abundantes testimonios sin artículo en la lengua escrita.
  • Del año 1101 a 1999 es claramente mayoritario el uso sin artículo: ejemplo: Los Reyes Católicos conquistaron Granada en 1492, si bien no dejan de encontrarse ejemplos con artículo: «Nací en el 1964» (RdgzJuliá Cruce [P. Rico 1989]). Si se menciona abreviadamente el año, suprimiendo los dos primeros dígitos, es obligatorio el empleo del artículo: ejemplo: En el 92 se celebraron las Olimpiadas de Barcelona.
  • A partir del año 2000, la novedad que supuso el cambio de millar explica la tendencia mayoritaria inicial al uso del artículo: ejemplo: Fui al Caribe en el verano del 2000 o La autovía estará terminada en el 2010.

En cartas y documentos no son tan marcadas esas fluctuaciones y se prefiere, desde la Edad Media, el uso sin artículo: ejemplo: 14 de marzo de 1420. Por ello, se recomienda mantener este uso en la datación de cartas y documentos del año 2000 y sucesivos: ejemplo: 4 de marzo de 2000.
Esta recomendación no implica que se considere incorrecto, en estos casos, el uso del artículo: 4 de marzo del 2000. Naturalmente, si se menciona expresamente la palabra año, resulta obligado anteponer el artículo: ejemplo: 5 de mayo del año 2000.

En la datación de cartas y documentos es frecuente que, antes de la fecha, se mencione también el lugar en que se escriben. En estos casos, se pone coma entre el lugar y la fecha. También se escribe coma entre el nombre del día de la semana y la indicación del día, mes y año: ejemplo: Hoy es sábado, 18 de agosto de 2001.

0 0 vote
Valorá este artículo


ETIQUETAS:  



Artículos relacionados


Debate

guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments

Donale a la manada

Con tu donación ayudás a generar contenido informativo y de análisis de calidad para crear una ciudadanía informada.
o Donar mensualmente